La diferencia entre reactividad y proactividad

está en dónde te enfocas

Hoy voy a poner un ejemplo de cómo podemos inculcar la proactividad en nuestros hijos. Caso práctico: un hijo mío tiene 12 y otro siete (en el momento en el que escribo el artículo).

La pandemia nos dificulta las vacaciones y esto les enfada, ya que si nos cuesta entenderlo a los mayores, mucho más a los pequeños. ¿Qué hacer?



coaching de vida proactividad

Un día, en la pizarra, escribí con mi mejor letra:

Teniendo en cuenta que queremos crecer como familia y sanos, este mes de Agosto me gustaría…

Para dar pistas, escribí algunas ideas mías, como «organizar un cine de verano», «irnos a cenar a la playa un bocadillo», etc.


Bajé a todos para que vieran la pizarra y les leí el mensaje con las dos ideas que había tenido. Víctor, el pequeño, en seguida quiso hacer un dibujo, pero le expliqué que no podía, que era para escribir qué quería hacer este verano. Para sorpresa de todos, fue el primero en ponerse a escribir sus ideas (ir a Nueva York incluida). La única norma era que nadie podía tachar o borrar la idea de otro, se tenía que respetar.

Dejé la pizarra unos días a ver cómo reaccionaban. Para sorpresa mía, sin recordarles nada, todos iban escribiendo cosas a medida que se les ocurría. El resultado ha sido el siguiente (lo pongo en grande)


Mentor de vida proactividad

¿Qué ha pasado? Vamos a verlo


Al preguntarles por qué es lo que quieren hacer teniendo en cuenta que queremos crecer y la salud, les he enfocado en todo aquello que sí me permite la situación, de manera que potenciamos el optimismo y reducimos la negatividad de la situación.

Hay dos círculos en la vida: el círculo de preocupación (todo aquello que nos preocupa y que está fuera de nuestra zona de control, como es la pandemia) y el de influencia (todo aquello que podemos hacer). Les he hecho centrarse en el círculo de influencia. ¿Qué pasa cuando lo hacemos así?

Pues pasa algo muy sencillo: que el círculo de influencia se hace más grande. La pregunta no es si podemos ir en barco, sino cómo podemos ir en barco (ya hemos visto cuatro opciones para darnos el gustazo)

Ahora te toca a ti

¿Por qué si no? Ya que has leído hasta aquí, te ofrezco una ayuda gratis (¿qué puedes perder?, ¿qué puedes ganar?): envíame un resumen de tu situación en el contacto de abajo y qué te gustaría. Tendrás respuesta y una sesión de coaching gratis para que te pongas en marcha.


Mentor de Vida

¿Quieres que te ayude a mejorar tu vida?

Estoy a un click de ti.


Tagged as , , , ,



Comments

Leave a Reply



Continue reading


Cart

View cart


Please visit Appearance->Widgets to add your widgets here