Mis papás se han divorciado

Written by on 12/11/2019

El 65% de las parejas están divorciadas

cuando los niños tienen en torno a 11 años

No busques esta estadística en el INE: es una realidad no estadística que he estado estudiando en varios colegios. Esta cifra aumenta al 90% cuando pasan unos años.

En este artículo quiero reflejar la realidad tal y como la ven esos niños. Es un resumen de varias semanas hablando con esos niños muy informalmente, en el parque, jugando…como ellos se sentían más naturales.

Me gustaría que volvieran

Es quizás uno de los comentarios que más me han repetido. Ana se sentía desorientada «no sé qué he hecho mal» fue una de las perlas que me dejó. Ver a su padre cada quince días es malo, pero peor aún es sentirse culpable, porque sus padres solían discutir sobre ella.

Hablando después con los padres para contrastar su versión, me dijeron que no tenía nada que ver. La infidelidad de uno de los miembros al sentirse solo y recriminaciones cruzadas fueron los motivos que ellos decían. Nada que ver con la realidad, pero eso no quiere decir que la realidad de Ana es que ella es la culpable y que le gustaría tenerlos juntos.


Prefiero a mi padrastro. Lo mejor de mi padre es que me hace regalos.

Antón así refleja su situación. Estaba feliz cuando me lo contaba: su padre se iba de viaje e iba a estar dos semanas sin verlo. «Suele decir tacos, me grita, siempre está cansado«. Su madre no tiene la misma versión. Dice que su padre es un gran padre, pero su prioridad es el trabajo. Cuida mucho que su pareja actual lo trate bien, de ahí quizá que Antón prefiera a su padrastro que a su padre.


Ahora estamos mal. Antes era peor, pero estábamos juntos.

Julia habla así triste, parándose un poco para hablar. La situación en su casa cuando sus padres estaban juntos era insostenible: gritos, peleas constantes, cosas por los aires…ahora ve a su padre cada quince días un fin de semana. Ambos están más tranquilos, pero no deja de ser difícil porque ya le han dicho que pronto podrá elegir con quién estar. Echa de menos a su padre, pero tampoco quiere sabe a quién echará más de menos.


Este artículo sólo ha mostrado tres opiniones de más de 100 que he recogido. No es un alegato a favor o en contra del divorcio, sino una pequeña reflexión el concepto de familia que hemos heredado y que en cierta manera no estamos dando a nuestros hijos.

No es una cuestión de qué es peor, sino de qué es mejor para los niños. Ellos, de repente, son arrancados de su realidad y les ponemos en medio de otra que sí tiene muchos componentes para los que no están preparados. La relación entre los padres, el tiempo que pasan con ellos, todo influye.

Desde el punto de vista de la programación neuro lingüística, habría mucho por decir. Sí que me gustaría resaltar algo que me dijo uno de los niños:

Si mi papá pensara que yo soy tan importante, no habría dejado a mamá.

Cuando queremos a alguien tanto, no nos cuesta en absoluto trasladarnos a su realidad, verla con sus ojos y estudiar ese mapa que se ha creado. Buscar opciones y enriquecerla para prepararlo para una vida que será tan fácil o difícil como él mismo decida.


Mentor de vida

Ponte en marcha

YA

Estoy esperando tus comentarios, consultas, etc. ya sea directamente en este artículo o bien escribiéndome a mimentor@mentordevida.com


Tagged as , , , , ,



Comments

Leave a Reply



Continue reading

Next post

Feliz Navidad


Thumbnail
Previous post

Malas compañías


Thumbnail


Please visit Appearance->Widgets to add your widgets here